Interpretación verdadera.

Nosotros enseñamos a descubrir la Conciencia que está en nuestro interior y en la que no existe amigo que pueda transformarse en enemigo. En ella sólo hay esa comunicación de corazón a corazón, con todas las crueldades, bondades y maldades.

Si existe esa comunicación de corazón, podrás amar a un enemigo tanto como amas a un amigo.

gururaj-riendo
“Ama a tu enemigo”, nos dijo Jesús; y hablaba desde la experiencia, porque, donde fuera, la gente se le enfrentaba convirtiéndose en su enemiga. Su amor por el enemigo procedía del nivel profundo del corazón y no del nivel analítico de la mente.

En un enemigo encontramos faltas; pero todas las que veamos no son más que proyecciones de las faltas de nuestras propia mente. Debido a que no somos lo suficientemente fuertes para reconocer nuestras faltas y aceptarlas, las proyectamos en el prójimo y al hacerlo, éste adopta la forma de enemigo.

En lo auténticamente profundo, nadie es enemigo de nadie. Todas estas cosas de las que hemos hablado, sólo se expresan a un nivel superficial.

No estoy diciendo con esto que no tengáis amigos, porque pueden ayudarte mucho, y tú a ellos, en el nivel superficial de la vida. Pero cuando se produce la unidad y la comunicación desde el espíritu, ahí no hay amigos ni enemigos; no hay aceptación o no aceptación. Ahí sólo existe el reconocimiento de lo que Es, y la Verdad es el ser lo que Es.

Hoy tienes un amigo y confías en él; mañana puede ocurrir algo y se trasforma en tu enemigo y pierdes la fe en él. Esas son cualidades mentales que siempre están cambiando, pero nosotros buscamos lo Eterno, buscamos la Conciencia Crística en todo lo que nos rodea.

Pues Eso está eternamente ahí, trascendiendo la fe, la creencia y el compromiso.

cimg88721
En esa Conciencia no hay opuestos. Hoy creéis algo, pero un suceso contradice vuestra creencia y perdéis la fe. Ese suceso puede ser algo trivial o incluso, sólo una interpretación de tu mente, pero dejas de creer.

Nosotros queremos ir más allá de la ley de los opuestos, ir más allá de la ciencia y la no ciencia, más allá de odio y el amor mundanos. Pues todo eso no son más que cualidades de la mente. Yo os hablo de un Amor diferente, que existe por la búsqueda del Amor mismo y no por la búsqueda de un objeto individual al que amemos.

Pues el amor objetual tiene cualidades y cantidades: “la quiero un poco, me gusta algo, le quiero muchísimo”. Estas clases de cualidades secundarias son con las que dotamos a un ser personalizado. Sin embargo, ese ser es la personificación o manifestación de la Conciencia.

La Verdad es un estar en el Ser donde no nos preguntamos nada.

Continuar leyendo                                                                                         Ir al principio

Speak Your Mind

*