Sufrir en el Amor.

Pregunta: Cuando un alma empieza a despertar en conciencia al mundo espiritual, ¿hay una lucha en ese mundo espiritual para qué ese alma siga otros caminos?
Gururaj: El alma o el espíritu del hombre, no despierta. Está por siempre despierto. Sí el espíritu que hay en el hombre, que es lo mismo que el espíritu del universo, se durmiera por un segundo, el universo entero colapsaría.

El amor desea expresarse.

La persona que puede amar de verdad, conoce a Dios. Hay grados en las formas de amar. Hay grados dependiendo de cuanto desarrollo y despliegue haya ocurrido.

No te esfuerces por amar, el amor llega a ser la vida misma.

Cuando aprendas de verdad a admirar las flores de la vida, encontrarás que no hay diferencia entre vida humana y vida divina, y cuando descubras esto dirás: yo existo.

“Amar por el hecho de amar”

La gente dice que el amor es ciego y eso es muy cierto, porque el amor no oye, no ve, no piensa. Cuando amas a alguien, dejas de ver los errores de esa persona, porque esa fuerza te llena de tal forma que todos las faltas y fragilidades no se ven.

Aprendiendo a responder a nuestra amistad

Cuando somos injustos con alguien, estamos siendo violentos con él. Al ser violentos, le estamos robando la paz. ¿Qué mayor robo puede haber que robarle a alguien la paz?

Amistad

Que tú eres yo y yo soy tú, esa es la verdadera amistad. Esta unión entre dos personas es la misma que la de un hombre con Dios, porque no es la del cuerpo o la mente sino la del verdadero espíritu que está en el interior; porque el cielo de tu interior es el mismo que el del mío.

Amistad – Dándote a ti mismo a los demás

La verdadera amistad está en dar, y no en dar porque él sea un amigo, sino al dar por dar. Cuando esta cualidad de dar se desarrolla en una persona, potencia la amistad sin esfuerzo.

Amistad y necesidad

La verdadera amistad, como el amor, no debe necesitar nada. Donde no hay necesidad hay una total aceptación de un amigo.